No sin mi barba, el portal líder dedicado a la barba

Cuenta

Jotaká: horror vacui, unicornios y tortilla de patata

By Alberto De Francisco

Posted in , | Tags : ,

Septiembre es ese mes que, aunque suena a séptimo, según el calendario romano, es el noveno de acuerdo con el nuestro, el gregoriano. Y septiembre es, además, ese mes en el que todo se empieza a teñir de tonos suaves y cálidos, baja el calor sofocante de julio y agosto, al tiempo que suenan músicas suaves que nos invitan a soñar y a recordar lo vivido en verano. Sí, septiembre llena todo un poco de melancolía, pero también de color.

 

Y si hablamos de colores y de invitaciones a soñar, Jotaká es nuestro hombre: ilustrador, valenciano y soñador, colorista y guasón, aventurero todoterreno y fresco como el viento de otoño.

 

Y si hablamos de colores y de invitaciones a viajar, en mi tierra hay un bosque casi perdido, que es el decorado ideal para presentar la obra de Jotaká: el bosque del Monumento Natural de las Secuoyas del Monte Cabezón, en Cantabria, es uno de esos espacios naturales, protegidos y queridos, que se llenan de matices, luces y sombras casi otoñales, aunque sigamos en verano.

 

Secuoyas del Monte Cabezón Secuoyas del Monte Cabezón II Secuoyas del Monte Cabezón III

 

En la presentación de su página: el blog de jk reconoce que lo que pretende es intentar ilustrar el mundo imaginario que le rodea. ¿Qué tiene ese mundo imaginario que no tenga el real?

Con esto me vengo a referir a que intento no poner limitaciones a lo que dibujo. Es decir, en ocasiones, para que un ilustrador trasmita lo que quiere contar, tiene que salirse un poco de la realidad, meterle fantasía. Sí que es cierto que mis ilustraciones actuales son bastante «reales», me gusta que la gente se pueda sentir identificada y dibujo escenas que nos podrían pasar el día de mañana, pero se me puede ir la pinza un día y estar dibujando unicornios, ¡vamos!

Personalmente le diré que me encantan sus ejercicios de creación de personajes, porque son una invitación a inventar historias a través de sus dibujos. Uno puede imaginar que su restauradora de bata blanca recibe una Erasmus para ir a Florencia y allí se ve envuelta en una trama de amoríos, robos de obras de arte y contactos varios con mafiosi e camorristi …Soñar e imaginar ¿está infravalorado en un mundo como el que vivimos?

Pienso que todo el mundo debería soñar e imaginar más. No me refiero a soñar cosas que no puedan ocurrir. No seré ni el primero ni el último a la que la vida le ha puesto algo delante que no esperaba. No creo en cosas imposibles, ni en donde estaré el día de mañana.


jotaká

 

Sus viejucos de “Toda una vida” son un ejemplo de aquel eslogan del “no pesan los años…” ¿Seguirá invitándonos a soñar cuando Jotaká tenga cien años?

No sé donde estaré cuando tenga 100 años, espero que la ciencia avance y pueda contarlo, jajaja. El libro de “Toda una vida” fue un proyecto propio que ilustré en mis últimos años de facultad. La esencia del mensaje es que no hay cosas de gente joven o mayor. Uno se puede enamorar con 70 años y volver a los 15. La edad es solo un número y no repercute en nosotros si no nos limitamos. Pero no te creas, que tampoco vivo en el mundo de yupi, ¿eh? Es una cuestión de actitud, jajaja.

 

jotaká II

 

No estamos locos, que sabemos lo que queremos, decía la canción, además de ser el título de uno de sus proyectos xilográficos. ¿El ilustrador necesita un punto de locura para construir su mundo paralelo?

Este proyecto fue una locura que empezó por una charla conmigo mismo en plan risas un día y al final salió esto. Estaba cansado de escuchar en las noticias cosas negativas, crueles… (¡vamos, que han pasado los años e incluso estamos mucho peor!) Es mi proyecto más reivindicativo de cosas que me tocaban mucho… ¡la moral!
El mundo paralelo del ilustrador para mí es todo. Es decir, …vale, el mundo es así, quizás no podemos cambiar algunas cosas. ¿Qué puedes aportar tú a este mundo? …¡Dibújalo!

 

jotaká III

 

Música e ilustración más unidas que nunca a la vista de su trabajo para la maqueta “disfrazando el mundo” de Velvia en su salida al mercado discográfico. ¿Qué escucha Jotaká mientras trabaja?

Suelo escuchar música bastante variada. De todo. De todo …¡pero de verdad!. Últimamente me ha dado por un grupo que mezcla el folk y el rock, que se llama Kongos. Me transmite mucho buen rollo y ganas de ponerte el bailar. Me gusta todo en lo que suene una guitarra.

 

jotaká IV

…y si le pedimos que nos ponga banda sonora a esta entrevista ¿qué canción le gustaría que sonara mientras disfrutamos de su obra?

La que te pida el cuerpo y los cafés que lleves encima.

 

Secuoyas del Monte Cabezón IV Secuoyas del Monte Cabezón V Secuoyas del Monte Cabezón VI

 

Pues cafés llevamos bastantes a esta hora de la tarde en la que el sol empieza a bajar, colándose por las ramas de estos árboles que parece que acarician los rayos.

Y a esta hora, bruja o mágica, el cuerpo nos pide contagiarnos de las ganas de bailar del ilustrador y su música…

Cómeme, ensaladas de monstruos, piratas tuertos con pata de palo…. ¿Cómo consigue que todos sus personajes, incluso aquellos que tienen pinta de malos malísimos lleven al mismo tiempo un toque de ternura?

Me gusta que transmitan cosas, que no sean personajes vacíos, ni planos. A veces la gente me dice: “este personaje parece así o asá” y realmente a cada uno nos parecerá de una forma diferente. Esto me parece maravilloso.

Precisamente Cómeme, se leía en una ilustración suya. ¿Cuál es el plato favorito de Jotaká? …y que conste que a la vista del colorido de sus trabajos, nos imaginamos sus ensaladas 😉

Me gusta bastante la comida rápida, pero intento controlarme. Soy el típico que coge ketchup y te dibuja una cara en la tortillla de patatas, jajaja.

Su propuesta para las actividades del Museu Valencià d’Etnologia nos viene muy bien para reflexionar sobre el lugar que ocupa la ilustración en el arte. ¿Existe de verdad un arte con mayúsculas, ese que se ve en los museos, se vende en las galerías, y otro arte digamos….diferente?

Lo que sí está claro es que el arte va cambiando y no parará de cambiar. Esto me parece muy positivo, aunque con matices. Ahora, con las nuevas tecnologías, las redes sociales, los artistas tenemos nuevas formas de comunicar y hacernos llegar al público que sigue nuestros trabajos. Es una nueva época y hay que saber acoplarse a lo que hay o vaya viniendo.

 

jotaká V

 

Marineros barbudos, sirenas de larga melena, peces y criaturas marinas con mucho corazón…. Se nota que es de Valencia y le tira el mar ¿esa mediterraneidad va siempre con Vd.?

La verdad es que no podría vivir en una ciudad sin mar, me transmite mucha paz. Aunque lo piso muy poco, sé que está ahí y me tranquiliza.

 

jotaká VI jotaká VII

 

Nos encantan sus propuestas para @36daysoftype porque nos vuelve a invitar a soñar: la y se convierte en la corbata de un elegantísimo pelirrojo; la s en el genio azul y barbudo de la lámpara… ¡Sorpréndanos y díganos como sería la ñ de Jotakà!

 

jotaká VIII jotaká IX

@36daysoftype me pareció un proyectazo desde el principio. Mucha gente se animaba a «dibujar letras» y hacer cosas diferentes. Como no puedo pensar en cosas sin dibujarlas, me he tomado la libertad de haceros un boceto 🙂

 

jotaká X

 

Pues nos encanta su gato cariÑosón y gruÑón. Si hay detalles que a uno le dejan sin palabras, el suyo tiene todas las letras…y la ñ, además, la más bonita.

Luces que se van apagando, más café y otras canciones. Lo que sigue igual es el color que lo domina todo, en este bosque de secuoyas y en la conversación con Jotaká.

Botticelli, Milo, Willendorf… No nos engañe, su chica tatuada es en realidad una Venus de nuestros días.

Hay que modernizarse y no vivir anclado en el pasado. Una Venus tatuada sería un escándalo depende de dónde la coloques. Pero los tiempos cambian y ¿por qué una chica tatuada no puede ser una Venus? Por supuesto que sí.

jotaká XI

Muchos de sus personajes son barbudos. ¿Qué papel juega la barba en la obra de Jotaká?

Llevo barba desde la universidad. Me veo raro sin ella. He tenido más y menos, pero siempre ha estado ahí. La barba también ha tenido su evolución, la gente pasa de llamarte guarro (2005) a decirte que te queda muy bien y que está de moda (2014). Me gusta dibujar a los personajes con barba porque me parece un elemento muy identificativo y que da mucho juego a la hora de moldearla a la composición del dibujo, rellena la cara, es un poco horror vacui. Así como chicas con el pelo muy largo, lo mismo.

jotaká XII jotaká XIII

Mala barba nunca muere, decía en una ilustración suya. ¿Cree, lo mismo que nosotros, que esto de la barba no va a morir nunca?

Siempre te vas a encontrar a gente con barba por la calle, antes y ahora. Los chicos no podemos hacernos los peinados que se hacen las chicas (bueno sí, pero ya me entiendes…) y es una forma de cambiar tu look para mucha gente, y para mi también.

jotaká XIV

Esa ilustración nos viene al pelo -y nunca mejor dicho- por esta tendencia, o moda, o no sé …a decorar las barbas con flores. ¿Sigue Jotaká la moda? ¿y sus personajes?

No tengo ni idea de moda, pero sí me fijo en cosas que veo y las transformo a mi «rollo». Desde una manera en concreto de vestir a las cosas que dibujo, actualizarse vamos.

jotaká XV

[hr]

Oiga, una curiosidad ¿Por qué llevan sus personajes la nariz colorada?

Justo hace poco una chica me preguntaba si mis personajes estaban resfriados, jajaja. No, la mayoría no.

La nariz es una parte de la cara que me gusta destacar, me parece muy personal y por lo tanto tiene que tener su color propio. Si quieres destacar tus labios, los coloreas.

jotaká XVI

…¿y tattoos? Sus barbudos pelirrojos son perfectos para brillar al sol en brazos y espaldas…

Los tatuajes cuentan historias del personaje que realmente solo sé yo, pero que tú puedes interpretar. A veces es por decoración, ya te digo, …horror vacui. Pero puedes crearte tu propia historia a partir de los tatuajes que tiene el personaje.

jotaká XVII

Pues no sé si será la hora, la verdad, pero de repente me está entrando un hambre…. Hambre de tortilla de patatas, recién hecha, con un vaso -o tres- de vino tinto y si el Jotaká quiere, con un poco de ketchup, rojo como las narices de sus personajes.

¿Sabe que le digo, maestro? que esta tarde, hasta las patatas para la tortilla son caprichosas.

tortilla ketchup

Share this story

Related Posts

2 Thoughts to Jotaká: horror vacui, unicornios y tortilla de patata

  1. Silvia Responder 18/09/2014 at 08:42

    No voy a poder pasar de esta barba, no sin mi barba, a pesar de que no creo me vaya a salir por seguir a estos barbudos.
    Me he sentido como si estuviera con vosotros tomando café.
    Bicos

    #
  2. Alberto De Francisco Responder 22/09/2014 at 08:36

    Será un placer compartir nuestras barbas contigo, Silvia! Muchísimas gracias por eso que escribes, porque es de lo más bonito que uno puede leer. Eso significa que haces que esta casa sea también la tuya. Gracias de nuevo y bicos para ti!

    #

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: