No sin mi barba, el portal líder dedicado a la barba

Cuenta

Baño de glamour con Givenchy

By Albertiño

Posted in , | Tags : , ,

“Llegará la inspiración de los clubs, de la calle, de la vida nocturna de Nueva York, de África”. Quien lo comenta es el editor de moda André Leon Talley en 1996, año de la retirada del oficio de Hubert de Givenchy tras más de cuarenta años de costura, describiendo de este modo el cambio que se iba a producir una vez que el creador abandonase la creación.

Foto 2

Cuarenta años de moda, cuarenta años de leyenda siempre desde el mismo cuartel general, en la Avenue George V en París. “Estaba enfrente del taller de Balenciaga. Cuando éste se retiró, pidió a sus clientas que fueran a vestirse allí”, comenta Eloy Martínez de la Pera, comisario de la muestra “Hubert de Givenchy”, la exposición con más encanto de la actualidad, que se puede ver en el Museo Thyssen-Bornemisza de Madrid hasta el 18 de Enero de 2015 y al que NSMB se acerca ahora.

Foto 1

Monsieur Givenchy, una leyenda viva de la alta costura que organiza personalmente la exposición con mecenazgo propio de la Maison. Trabajador incansable y maestro del buen gusto, hereda de Balenciaga la forma de hacer y de entender la costura: pureza de líneas, simplicidad de volúmenes, harmonía y exquisitez en el conjunto.

Foto 10 Foto 17

Tras este aprendizaje previo y una vez montada su casa de costura, es la entrada de Audrey Hepburn en el taller una tarde de 1953 lo que hace que la relación entre ambos sea la espoleta para convertir a la firma en la más deseada, influyente y favorita de la alta sociedad internacional: durante más de dos décadas Givenchy vestirá a Wallis Simpson, Jackie Kennedy, la propia Audrey Hepburn en su vida privada y profesional, a Jerry Hall en los ’70 así como a damas de un lado y otro del Atlántico.

Foto 6 Foto 2 1 Foto 4

 

Foto 16

El recorrido de la muestra se articula en torno a distintas décadas, siempre centradas en los años de esplendor de la casa que van desde los ’60 a los ’80. En general, conjuntos de tarde y noche, cóctel y fiesta, que discurren entre el prêt-à-porter de lujo y la alta costura en esencia. Reflejo de una época en el que vestirse para un acto en concreto llevaba implícito el tiempo previo de preparación y elección del modelo, porque significaba mucho más que una etiqueta o diseñador: remates artesanales, bordados exquisitos, escotes y puños recamados. Profusión de piedras preciosas, coral, perlas. Incrustaciones de azabache y ónix que dibujan la silueta, metales que afinan un corte y el pliegue perfecto que remata una falda. Falla de seda, satén, terciopelo calandrado, algodones rasados, encajes. Manejo del color negro y los azules en brillo y mate. Estampados sobrios y perfectamente ensamblados. Como en cualquier tema relacionado con la moda, el creador no es ajeno a la época que vive, quedando de manifiesto en el uso de hombreras que encajan y arman una chaqueta o los complementos en general, de mayor tamaño que los que actualmente están en boga.

Foto 19 Foto 7

En muchos casos, los maravillosos vestidos se complementan con fotografías de sociedad que muestran el ambiente en el que destacaban. Sin complejos podemos ver cómo coinciden en 1966 la Duquesa de Windsor charlando con Aileen Plunket en la fiesta ofrecida en París por Charles d’Arenberg, vestidas ambas con el mismo vestido diseñado por Givenchy, un vestido de verano de rayas en seda crudo y marino. O diversas pruebas de vestuario para películas como Atrapa a un ladrón o el original vestido negro en satén y perlas creado para amanecer en la ciudad de Nueva York en Desayuno con diamantes……, magia pura, elegancia infinita que descubrimos de sala en sala.

Foto 20 Foto 15

Nota al margen: mencionar que en la inauguración de la exposición se pudo avistar mucha cara conocida de la escena social española, con muchas de las féminas presentes afirmando porsupuestísimo ser poseedoras de alguna (s) pieza (s) del creador. Pero era Sonsoles Díez de Rivera quien barría miradas a su paso con un traje pantalón negro con escote recamado tan poderoso como su cardado. “Sólo te cabe a ti……” dijo el maestro en el momento –indeterminado en el tiempo- en el que se lo regaló. El resto de parroquia no arriesgó mucho. Realmente no arriesgó nada y toda cuanta dama presente había se entregó al vestidito negro cual comodín para no ser objeto de crítica alguna. Lo que llevó al aburrimiento visual conjunto, claro…

Foto 18 Foto 14 Foto 12

Como en el resto de casas de costura, los tiempos traen cambios que en el caso de Givenchy se suceden (y muy rápido) desde la ya mencionada retirada del maestro en 1996, pasando de la elegancia minoritaria de los salones parisinos, donde las creaciones se mostraban a un restringido número de clientas, a la transgresión de masas en la que es tan importante el contenido de moda que se enseña como la manera de mostrarla.

Foto 13

Así, se pasa de un maestro de costura a la figura de un director creativo, que articula la imagen conjunta de una firma en concreto: por Givenchy pasarán hombres poderosos como John Galliano o Alexander McQueen hasta el actual barbudo Ricardo Tisci. Paradojas de los tiempos actuales en los que la creación ocupa un lugar cuasi-secudario para centrar el foco de atención en la presentación en sí o en el nombre propio que viste según qué pieza: con Galliano llegó Kate Moss a la firma. Con Tisci, Madonna o Beyoncé y los diseños de vestuario para distintas giras o actuaciones musicales. Sin olvidar la tiranía escénica de la presencia obligada en eventos cinematográficos alrededor del globo………, alfombras rojas de aquí y de allá.

Ricardo Tisci junto a Kim Kardashian y la cantante Ciara

Ricardo Tisci junto a Kim Kardashian y la cantante Ciara

Hubert de Givenchy acepta y encaja este tema de manera serena. “Hay que aceptar los cambios”. Siempre cuidadoso, atendió y mimó por igual a sus modelos, clientas y equipo. En 1983 con motivo de su treinta aniversario se fotografía en Japón con las modelos fetiche de la época. En todas sus presentaciones siempre salía a saludar al final del desfile con su equipo de costureras, las mismas a las que agradece la posibilidad de que esta muestra que ahora conocemos haya sido posible realizarla.

Foto 3

Nota de fotografía:
Getty Images
Robert Doisneau
Maison Givenchy
Fotografía NSMB de todos los modelos mostrados realizada en el Museo Thyssen-Bornemisza

Share this story

Related Posts

No comments yet.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: