No sin mi barba, el portal líder dedicado a la barba

Cuenta

A vueltas con las trendencias gastronómicas

By Albertiño

Posted in , , , | Tags : , , ,

Siempre un paso por delante (o dos), hoy en NSMB nos desmarcamos totalmente del camino. Que se pare el tren un momento para hacer dos reflexiones tan alocadas como irónicas acerca del comer y del beber; presentamos lo que SÍ realmente son verdaderas trendencias y trendemencias gastronómicas, subiendo decibelios punto a punto,

 

1.-  Cerveza de autor. Cerveza de alta costura. Cerveza con sabor a peta-zetas. Con chili. A chili-pum, la cerveza como tal ha muerto. Llega la cerveza tigretón, la que promete diversión, borrachera y columpio infantil todo en uno. Para qué seguir con una aburrida caña acodado en la barra del bar, hundiendo los pies en servilletas de papel. La cerveza ahora se toma por la calle en un teik agüei imparable, se brinda en el autobús, se celebra en las escaleras del metro. Y si los sabores ya son originales, tanto más la envoltura: etiquetas en 3 y 4D, diseños otoño-invierno y primavera-verano, vestidos intercambiables y coleccionables. Cervezas de cuanto más lejos lleguen, mejor. Una cerveza al bolso y a correr,

A vueltas con las trendencias gastronómicas

 

2.-  Muerte al menú-degustación. Lo que antes fue trendy ahora es más trompazo que nunca. Vuelve la carta con fuerza a los restaurantes, pero una carta interactiva. Nada que ver con pantallitas modernas, qué va. Interactiva porque de la suerte de treinta sugerencias que el comensal leerá, más de la mitad nunca existen. Juego sin fin en el que apetecen boquerones y se acaba tomando un hígado encebollado en copa de llintoni. La originalidad es esto y nada de graffitis urbanos,

 

3.-  Obsesión de los cocineros por cocinar la naturaleza. Tanto es así que flora y fauna estarán extinguidas de la faz de la tierra en el plazo de dos años, tal es la obsesión de decorar todos los platos en Almería con el musgo de Noruega, y captar el dulzor de un dátil en Gijón como si estuviésemos en Hoggar, el corazón del Sahara. Tanto dar la turra con la aldea global, glocal, la cocina de proximidad, la cocina del mundo….. dio como resultado de la ecuación este sinvivir de ramas de alcornoque, flores, frutas y pájaros, todo junto en el plato cual tocado de Carmen Miranda,

A vueltas con las trendencias gastronómicas 

4.-  Locales abiertos a la calle. Se acabaron las barreras. Las del sonido y de las otras. Se puede comer dentro y fuera al mismo tiempo, degustar el plátano dentro y las lentejas (perdón, espuma de) en la calle. Los locales, en su obsesión de ofrecer y atender al cliente en el horario más extensivo posible, ya ni cierran las puertas. Pa qué. Cocina abierta cual cajero automático 24 horas, Visa, Mastercard, todos los servicios. Baños planta baja, oportunidades al fondo del local. Multiespacio, multiservicio y multivitaminas para todos,

 A vueltas con las trendencias gastronómicas A vueltas con las trendencias gastronómicas A vueltas con las trendencias gastronómicas

 

5.-  Vinos de alta graduación. Tantos años obsesionados por marcar la diferencia entre vino y licor en función de los grados, adiós a los límites, las barreras estallan y todo sube de grados. Alto riesgo de incendio, si hay un cortocircuito nuestro cuerpo arde cuatro días, del nivel alcohólico en el que viajaremos. Hasta ahora si el vermú de aperitivo funcionaba como digestivo, a partir de la fecha el vino continúa esta función en la comida; ninguno bajará de diecisiete grados, para que nadie pueda echarle la culpa al aperitivo de que se le va la cabeza con la comida luego. La cabeza se irá y no volverá ni a la hora de la cena,

A vueltas con las trendencias gastronómicas

 

6.-  El café de por la mañana volverá a ser lo que era, las cafeterías vuelven a su esencia, no se servirá otra cosa que carajillos de coñá, vino albariño caliente con pan, tinto con picatostes y canela. Esto sí es empezar el día con energía. Y el All-Bran, para los gatos,

 

7.-  Tras décadas de hegemonía de cocineros con imagen afable y oronda, amigables y simpaticones, llega una horda de veintisieteañeros barbudos, tatuados hasta el DNI que lo mismo le dan al neopreno y la ola de siete metros que manejan con soltura las sartenes de hierro. Profesionales tanto de la sonrisa como del fogón, enchufan lo mismo una croqueta de musgo (sí, el musgo de Noruega que sobró de decorar el plato anterior) que preparan un Negroni de cacahuete con reducción bien reducida de fondo de ave que corra, no que vuele,

A vueltas con las trendencias gastronómicas

 

8.-  La crítica culinaria da un giro de 750 grados. Literal. La experiencia contrastada tras años de mesa y mantel a la hora de opinar vive sus horas más bajas. Buscando la crítica de la razón pura, en plan filosofía 4.0, todo abstemio será el gurú de los tintos de Borgoña, así como los veganos serán el oráculo de referencia a la hora de catar un jamón de Guijuelo,

 

9.-  Nuevos puertos a los que amarrar nuestras naves: la hormiga es la nueva cigala. Cava y saltamontes son el nuevo negro. La vieira, la trufa o el foie quedan relegados a comida viejuna como el cóctel de marisco, la piña en almíbar o el corte de natafresa. Y la tierra donde antes se plantaban patatas se seca ahora en el horno con azúcar: las nuevas palomitas, disponibles desde ya en todos los cines,

A vueltas con las trendencias gastronómicas

 

10.-  Inversión de precios y valor de los productos; comeremos un jardín vegetal de guisante, coliflor y zanahoria con un viaje ecológico a sus espaldas como el de Marco Polo, y pagándolo como si llegase de la mismísima China mandarina. Las fruterías tendrán vigilante de seguridad, modo joyería. Las patatas de Chiclana cotizando en la bolsa de Nueva York, tomate de Navarra que se venderá loncheado, rollo txuletón…., un sinvivir,

 A vueltas con las trendencias gastronómicas IX

11.- En el apartado dulce, nos la darán con queso. Tarta de queso, flan de queso, queso con membrillo, queso con queso, queso con fruta, queso con chocolate, queso en el bolso, queso en la guantera del coche. El olor inundará las calles y Carolina Herrera editará 212 VIP Cheese, superventas en las Navidades de 2017,

A vueltas con las trendencias gastronómicas

 

12.- El pan. Una nueva mirada. Bueno, una nueva mirada y un nuevo todo. Porque desde que llego la masa madre a nuestras vidas, la masa madre-que-nos-parió a todos con el precio del pan. Si está pasando a cinco euros el kilo de pan de masamadre o por ahí le anda, mejor no imaginar el precio al que debería de pasar el besugo. Perdón, las acelgas, que estarán más caras que el pescado a este paso…………,

 

13.- La comida y la estética caminarán de la mano. Se cocinará con la mitad de aceite, porque la otra mitad nos la beberemos. Mientras torramos la carne en la sartén nos hidratamos para luchar contra el envejecimiento, sin tiempo que perder. La liga verde calabacín, pepino y espinaca se pasan por la batidora y se beben en ayunas. Los callos con garbanzos se levantan a punto de nieve para hacer un frapuccino energético. Brécol y ristras de cebollas a modo de collares para ir picando entre horas. Obsesión por mantenerse joven, el ajo es nuestro aliado,

Share this story

Related Posts

No comments yet.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: